MODELO DE ORGANIZACIÓN ESCOLAR

El Tiempo Completo como nuevo modelo de organización escolar para la escuela del futuro, pretende la expansión de esta modalidad priorizando a los sectores más desfavorecidos de la sociedad, sin limitarse a ello.


Los objetivos más amplios a que se aspira son:

  • mejorar condiciones de equidad,
  • realizar un abordaje de atención integral,
  • construcción y reconstrucción de conocimientos, valores y conceptos,
  • participación, reflexión y colectivización de conocimientos,
  • involucramiento de toda la comunidad educativa.


En una segunda etapa, a partir de 1995, se planteó la necesidad de reconsiderar el modelo escolar de tiempo simple no sólo en términos de la extensión de la carga horaria sino desde una propuesta pedagógica que contemplara los diversos elementos del currículo.

La Propuesta Pedagógica para las Escuelas de Tiempo Completo dio lugar a los principales lineamientos de la Resolución Nº 21 del Acta 90 de 24.12.98 del CODICEN.

Paralelo al crecimiento de este modelo se continúa ampliado locales y construyendo nuevas escuelas, acompañando con la entrega de material didáctico y bibliográfico de apoyo.

Los docentes realizan capacitación y actualización en servicio.

Se cuenta con apoyos técnicos para fortalecer el vínculo de la escuela, con la familia del alumno y la comunidad.

Se ha implementado un programa piloto para la adquisición de una segunda lengua donde se incorporan el inglés y el portugués.
La asociación Dante Alighieri está ofreciendo clases de Italiano.

Desde el año 2003 existe una propuesta de integración de tecnologías multimediales al ámbito educativo para la innovación pedagógica, al servicio del alumno y del maestro, se trata de la introducción de la computadora en el aula acompañada del material didáctico respectivo. Esto constituye un instrumento didáctico más, que se enriquece con un programa de capacitación a los docentes.

En las escuelas de Tiempo Completo se atiende a los niños desde los 4 años entre las 8:30 y las 16 horas, con servicio de desayuno, almuerzo y merienda.

Los docentes trabajan cuarenta horas semanales, de las cuales dos y media están destinadas a una reunión de coordinación e intercambio del colectivo.

Se rigen por el Programa de Escuelas Urbanas a partir de un Proyecto Institucional que surge de las características y necesidades de cada Institución, detectadas en el diagnóstico inicial contemplando aspectos administrativo-organizativos, técnico-docente e institucional contextual.

Se pretende un enfoque renovador que tienda a:

  • comprender y producir textos escritos como eje central de la enseñanza;
  • desarrollar la capacidad de buscar y procesar información para resolver situaciones problemáticas;
  • introducir elementos lúdicos en la enseñanza;
  • búsqueda, manejo y procesamiento de la información;
  • combinar espacios de producción colectiva con tiempos de actividad individual autónoma;
  • dinámicas de trabajo y organización variadas;
  • realización de frecuentes evaluaciones y autoevaluaciones para consolidar la calidad de los aprendizajes.


Esta propuesta busca potenciar todos los tiempos y espacios pedagógicos.

Está enriquecida por otras instancias formativas como:

  • “La Hora de Juego” que permite fomentar la comunicación e integración grupal, brindando la posibilidad de identificar e internalizar pautas de comportamiento, conocimiento de límites, aceptación de reglas, solidaridad, cooperación, amistad, a partir de actividades lúdicas.
  • “Talleres” de trabajo interactivo que se planifican en proyectos cuyo objetivo es la obtención de un producto final.
  • La “Evaluación de la Convivencia” permite conocer e incorporar formas de relacionamiento que surgen a partir del diálogo reflexivo, mejorando la calidad de vida. Se busca que todos los niños accedan al manejo de formas básicas de comunicación, favoreciendo la capacidad creadora y elevando la autoestima.