Imprimir

Estos 4 y 5 de abril, la Colonia Escolar Nº 261 Malvín dará un curso de formación dirigido a equipos de psicólogos y trabajadores sociales del CEIP. Con esta capacitacitación el Instituto de Formación en Servicio y el Programa Escuelas Disfrutables dan comienzo a su trayecto de formación 2019.

La Coordinación Nacional del Programa Escuelas Disfrutables en coordinación con el Instituto de Formación en Servicio comenzaron una nueva etapa en el Trayecto de Formación del equipo. Está etapa se desarrollará durante 2019, a partir del mes de abril -hasta noviembre inclusive- y combinará distintas modalidades de trabajo.

De esta forma, los días 4 y 5 de abril la Colonia Escolar N°261 Malvín comenzó con el curso titulado "Cuando lo disruptivo entra en escena: una mirada desde la Institución 2019", dirigido a equipos de psicólogos y trabajadores sociales del CEIP. La propuesta de formación surge en respuesta a la complejidad y diversidad de situaciones que aborda el Programa Escuelas Disfrutables, una realidad que hace necesaria la actualización, profundización y construcción de conocimientos colectivos y herramientas necesarios para su abordaje.

Las modalidades de trabajo serán diversas combinando lo presencial, semipresencial y virtual. El trayecto finaliza con una evaluación final, que remite a la producción de conocimiento elaborada por cada grupo de trabajo durante la formación.

Por otra parte, el Instituto de Formación en Servicio del CEIP y la Inspección Nacional de Educación Inicial, en coordinación con la UDELAR (Facultad de Psicología) están llevando adelante el curso "El papel de la lectura y el juego en Educación Inicial". La formación comenzó el pasado 30 de marzo, consta de cuatro instancias (30 de marzo, 13 y 27 de abril y 11 de mayo) y está dirigida a docentes de aula de educación inicial.

El rol de la escuela y sus profesionales

"La escuela como la institución que antes complementaba la socialización familiar hoy asume muchas veces hasta las tareas de socialización más primarias, es decir, cuestiones básicas como aprender a agarrar los cubiertos o como dirigirse a un adulto", expresó el consejero del CEIP, Héctor Florit, durante la primera jornada de formación en la escuela Malvín. La escuela está asumiendo estas "enormes responsabilidades" -como la alimentación escolar, la vestimenta, el deporte, los campamentos, etc- y en ese esquema "el tener equipos profesionales que vayan más allá del maestro para abordar las transferencias de responsabilidades familiares al ámbito institucional es un tema central", resumió el consejero ante los psicólogos y trabajadores sociales del CEIP.

"Hace 20 años, la escuela uruguaya era un grupo de maestros con un profesor de educación física que iba un ratito, la profesora de canto que también iba un rato el viernes de tarde después del recreo para ensayar el himno", recordó el consejero. "Hoy tenemos una institución fortalecida pero también una institución sobredemandada. Por eso el reconocimiento al valor profesional de psicólogos y trabajadores sociales es absolutamente central para aboradar los vínculos, las demandas, las violencias, los ausentismos...", resumió Florit.